Realidad Virtual para ser arquitecto omnipresente

La Realidad Virtual está alcanzando límites insospechados: es nuestra llave de entrada a cualquier lugar, vida y relación. Sin embargo, las aplicaciones profesionales no se quedan atrás, usando la tecnología para reducir riesgos y mejorar la calidad.

Ahora podemos vivir cualquier espectáculo desde dentro sin un mayor esfuerzo por parte de nadie. En la última semana de la moda Mercedes-Benz en Rusia, ésta era la pinta que tenían las modelos:

Semana moda realidad virtual

Semana moda rusia realidad virtual

Y así como lo vieron los espectadores virtuales, mejor que en primera fila:

Semana moda camaras

De esta manera, el público virtual puede seguir el desfile como ni siquiera los presentes lo hacen: con un primer plano de las modelos, su salida desde bastidores, ¡desde la propia pasarela! El de las aplicaciones de la cámara conectada es un campo sin fin, está cambiando la percepción de las cosas y la posición y poder del observador.

Su papel en la arquitectura

Hay muchas cosas que ya eran posibles, como pasear por impresionantes edificios lejanos desde casa, o asistir a eventos mientras hacíamos otras cosas. Ahora, se estandariza la tecnología y podemos hacer mucho más.

iTunes-Casa-de-la-Cascada

¿Te imaginas poder supervisar la puesta en obra de los elementos más críticos desde el estudio? ¿Se incorporarán las webcam en los cascos de los operarios como algo imprescindible? ¿Podrán ver ellos nuestras indicaciones en tiempo real en sus gafas?

Verdaderamente, una de las dificultades de la profesión es no poder tener un ojo (y una voz) constante en todas partes donde se está llevando a cabo algo que tiene que ver con nuestro proyecto. No se trata tanto de reducir costes en la construcción como de asegurar la calidad.

Indudablemente, se ahorrarían costes en la eliminación de gran parte de los retrabajos por no alcanzar los estándares fijados por el arquitecto. Muchas acciones podrían prevenirse antes de levantar algo de una manera incorrecta. Es posible que lleguemos incluso a guardar registros de determinadas partes, de manera que se pueda demostrar la ausencia de negligencia en un futuro posible problema.

Por supuesto, hay otras muchas aplicaciones: el entendimiento con el cliente se haría más sencillo si él pudiera pasear por su proyecto antes de construirlo o cerrar el diseño. Distintos tipos de gafas permiten experiencias muy realistas. Si a estas cámaras se les incorpora un “dispositivo volador”, se podría tener un control más cercano y directo de las partes críticas de megaconstrucciones y estructuras complejas que mejorarían la calidad y, sobre todo, la seguridad.

Gafas realidad virtual

Fuente imágenes pasarela: pfsk

Fuente imagen portada: arquitecturacontemporanea.com

0 comentarios
Almudena López de Rego
Por
Almudena López de Rego

Redacción de CTE Arquitectura

Volver

Cuéntanos qué te parece este artículo